Sesión familiar Martín

Tenía ganas de hacerle fotos a Martín, que desde que le hice una sesión para su bautizo, ya ha crecido bastante y se ha convertido en un bichucho guapísimo. Si difícil fue hacerle fotos cuando tenía cuatro meses, no os digo nada ahora que está cerca de cumplir los dos años. No para quieto un momento. Pero merece la pena tirarse al suelo y sacar paciencia infinita para intentar captar aunque sea una sola imagen. Por suerte, aparte de fotogénico, Martín se deja hacer fotos, así que doble alegría para mí que me salen fotos tan estupendas como estas.

4

5

6

8

9

10

11

12

13

14

15

Y bueno, no vamos a dejar a los papis atrás, no? Pues aquí están, a ver si en otra ocasión se dejan hacer más fotos 😉

16

19bn

 

Nefer fotógrafa.

Anuncios